LOS NUEVOS RETOS DEL SECTOR ENERGÉTICO: INNOVAR O PERECER EN EL MERCADO

Torresenergia2Las compañías del sector energético deben enfocarse en impulsar el crecimiento interno para luego desarrollarse, generando nuevos retos en el diseño de sus lineamientos. El cambio de modelo para este sector requiere dar entrada a los nuevos procesos de innovación, en aras de conseguir crecer consumiendo menos y mejor. En ese sentido, la inversión y la transferencia de conocimiento plantean escenarios de crecimiento sostenible basado en la optimización de las capacidades, infraestructuras y ventajas competitivas de los campos en donde se ejecutan las actividades petrolíferas.

Por ejemplo, en la actualidad, los campos antes mencionados, consumen grandes cantidades de energía eléctrica, lo cual no sólo impacta el medio ambiente, sino que además representan un gasto oneroso en las empresas. Por lo tanto, la innovación resulta fundamental para la consecución de los objetivos y necesidades en materia energética, y aunque no se podrá prescindir de los combustibles fósiles en el corto plazo, porque siguen siendo fundamentales en el actual panorama energético, sí se podría impulsar una política de cambio.

En ese sentido, se busca que a través de la inversión de nuevos emprendimientos e inversión en tecnología, se reduzcan los costos, asociados al sector minero energético. De esa manera, las ventajas de esta energía alternativa impactarán en el largo plazo a toda la población y las inversiones que se realizan en su implementación tendrían un retorno rápido, garantizando la administración eficiente de recursos energéticos y dinamizando los cambios en la política colectiva del medio de ambiente.

La innovación en las empresas del sector energético está no sólo en la creación de nuevos productos y servicios, sino en su capacidad de adaptarse a los nuevos retos del mercado. Los líderes, deberán identificar las posibilidades de construir equipos transversales para el desarrollo de nuevos portafolios de negocio y la mitigación de riesgos ambientales.

Es necesario que las empresas de servicios energéticos reciban el máximo impulso en su ejecución y estructuración de los nuevos retos de la industria. Las compañías están llamadas a jugar un papel determinante en alcanzar los objetivos que se planeen en materia de eficiencia energética, contribuyendo de manera crucial en la mejora del ahorro y reducción de emisiones. El uso creciente de recursos renovables en cualquier proceso industrial sostenible, no es una opción, sino una necesidad inmediata.